AZUA, República Dominicana.- Una mujer estuvo a punto de ser linchada por residentes en el municipio Sabana Yegua de esta provincia, al ser acusada de ser bruja y chuparse a un niño de 9 meses de nacido.

Se trata de Isabel Ramírez, quien negó la acusación en su contra. Mientras que los familiares del infante afirman que ella es bruja y que la misma fue sacada de otra zona.

Otros residentes en la zona afirmaron que esta mujer no actúa sola en sus andanzas y según dijeron fueron dos las que se chuparon el niño.

Ramírez está detenida en la dotación policial, y los residentes en este municipio piden que la misma abandone el pueblo.

Fuente: Noticias SIN, adaptado por Cristianos al Día

Loading...
Compartir