El pasado martes ocurrió un terrible accidente aéreo en la ciudad de Durango, México. Un avión comercial de la compañía Aeroméxico se desplomó minutos después de despegar, la aeronave —un Embraer 190— cayó dentro del polígono del aeropuerto, ubicado a unos 40 minutos del centro de la ciudad. En el vuelo AM2431, con destino a Ciudad de México, viajaban 99 pasajeros: 88 adultos, nueve menores y dos infantes, además de cuatro miembros de la tripulación.

Pero milagrosamente, las autoridades reportaron que no perdió la vida ninguno de los pasajeros. Todos pudieron salir caminando con heridas leves, excepto el piloto quien sufrió heridas más graves, pero se encuentra estable.

Un pastor evangélico que viajaba en el avión, compartió en sus redes sociales un video del momento en que sucedió la caída del avión. El pastor Ramin Parsa, un pastor que reside en California (Estados Unidos),  había enfocado su celular hacia la ventana para filmar el despegue del avión, sin saber que lo que se venía era casi una catástrofe. En las imágenes se puede ver que el avión toma una pequeña distancia del suelo y luego vuelve a bajar. Luego se escuchan gritos, llantos y la pantalla queda en negro ya que el teléfono se cae al piso ante el golpe del avión contra el suelo, además se escucha el clamor del pastor justo en el momento en que cae el avión. Mire el video más abajo:


“El tiempo era tan malo que no debimos haber despegado. Las luces se apagaron y el avión estaba muy oscuro. Había humo y no podíamos respirar”, dijo Parsa en declaraciones a la cadena NBC. “Todos en el avión gritaban. Empecé a orar y orar. Intentaba romper la ventana pero no podía. Eran demasiado duras. La gente se quemó, sus manos y sus pies. Es un milagro que estemos vivos”, agregó.

El gobernador del estado, José Rosas Aispuro, explicó que el avión fue afectado por una ráfaga de viento. Dos motores se rompieron después de que su ala izquierda tocó el suelo. Los medios locales destacan la rápida reacción de la tripulación y el buen estado de la aeronave como factores fundamentales para evitar que el accidente fuera aún peor.

Fuente: Clarín

Loading...